Ponerse en forma para la nueva temporada de aguas abiertas

Redacción/Tfswim

Foto: Radikal

Durante los próximos días los organizadores de las diferentes pruebas de aguas abiertas empiezan a abrir sus inscripciones, por lo que si ya tenemos un reto en mente será momento de inscribirnos, y sobre todo de empezar a prepararnos.

Hoy en día todos tendemos a nadar cada vez más kilómetros. Son muchos los nadadores que no se contentan con travesías de 5km y demandan más distancias a los organizadores. Así que, teniendo en cuenta que las pruebas arrancan en mayo, y y si nos planteamos participar de pruebas de entre 5km y 15km, estamos justo en ese momento de la temporada en el q tenemos 3 meses de preparación importante para llegar en forma!

Siguiendo estos consejos que nos proponen desde Tfswim, seguro que conseguiremos llegar a nuestro objetivo en un buen estado de forma.

  1. Si vamos a participar en más de una travesía de 5km en el período de dos meses es necesario nadar de 3 a 4 días por semana repartiendo un volumen de unos 10km entre los 3-4 días.
  2. Debemos nadar a una intensidad moderada, ya que las pruebas de larga distancia requieren de una capacidad aeróbica bien desarrollada.
  3. Para nadar travesías nuestra preparación no solo pasa por echarle metros a los entrenos. Es conveniente dedicar 2 días al trabajo en seco, que fácilmente pueden hacerse al inicio o final de  alguna de las sesiones de piscina. Este trabajo tiene que incluir la ganancia de fuerza de la musculatura implicada en el nado (dorsal, pectoral, hombros, tríceps, bíceps y se puede hacer trabajo de sentadilla para el tren inferior), así como trabajo básico de Core Training y uno o dos ejercicios de rotadores externos de hombro para compensar el trabajo de piscina.
  4. Tenemos que dedicar 10’ al trabajo técnico en la parte inicial de nuestro entreno o incluso dedicar un día de entreno a la técnica y nada más. Esto también es entrenar.
  5. Y obviamente tenemos que salir a nadar al mar. No hace falta hacer de estas salidas travesías de por sí. Son entrenos, así que no se trata de hacer volúmenes excesivos. Con 2.000 o 2.500m ajustando el nado, la técnica y algún cambio de ritmo es ya una muy buena sesión.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*